Guía para hacer tu presupuesto de vivienda
Guía para hacer tu presupuesto de vivienda

 

Evita el amor a primera vista

 

¡Cuidado! Antes de mirar los anuncios clasificados o de salir de cacería buscando la casa de tus sueños, pregúntale primero a tu bolsillo. Es un error común enamorarse de una vivienda para después descubrir que no contamos con el dinero suficiente para comprarla o, peor aún, comprarla y terminar haciendo enormes sacrificios para pagarla. La casa de tus sueños puede terminar convirtiéndose en la casa de tus pesadillas sin un presupuesto que te ayude.

 

Primero lo primero: Tu presupuesto ¿de cuánto dinero dispones para pagar tu nueva vivienda?

 

Hacer un presupuesto no significa tener que limitarnos, al contrario, un presupuesto es la mejor herramienta con que podemos contar para tener claridad sobre nuestras finanzas, en otras palabras, tener control sobre nuestro dinero.

 

Un presupuesto nos ayuda a saber cuánto dinero necesitamos mes a mes para mantener nuestro nivel de vida y de cuánto podemos disponer para comprar nuestra vivienda. Revisar los gastos que realizamos de forma recurrente, prever los gastos que puedan surgir de improviso y separar una cantidad para dedicarla al ocio y diversiones. Piensa en esto: aunque estemos dispuestos a hacer algunos sacrificios para adquirir una casa, no podemos olvidarnos de ir al cine o darnos algún gusto durante todo el tiempo que nos tome reunir una cuota o pagar la hipoteca.

 

Lee también: 5 beneficios de vivir en apartamento en conjunto cerrado

 

¿Cuánto tiempo puedes esperar? Compra de vivienda nueva sobre planos

 

Decidir esperar un tiempo para vivir en tu nueva casa puede significar un ahorro significativo en tu presupuesto pues estarás comprando a precio de hoy un proyecto de vivienda nueva sobre planos que con el tiempo incrementará su valorización al convertirse en una vivienda terminada. Si te decides por esta opción, es importante investigar sobre la seriedad del constructor ¿ha desarrollado otros proyectos de forma exitosa? ¿Cumplió con los tiempos de entrega acordados? Nunca estará de más pedir a un arquitecto que te asesore revisando los planos y proyecto de obra para asegurar que lo que muestra el papel puede convertirse en realidad. Lee cuidadosamente el contrato asegurándote que especifique tiempos de entrega, calidad de los materiales y garantías de la construcción.

 

Te puede interesar: 5 beneficios que te harán escoger un apartaestudio para vivir

 

Impuestos sobre la compra, adecuaciones y mantenimiento

 

Recuerda incluir dentro de tu presupuesto los impuestos sobre la compra de tu nueva casa, tales como los gastos de notaría, peritazgo y registro así como el estudio de títulos de propiedad si es que la vivienda se adquirirá mediante una hipoteca.

 

Tu nueva casa probablemente necesitará algunas adecuaciones para adaptarse a tus necesidades, tales como una nueva cocina, protecciones y/o espacios de almacenamiento. Calcula un aproximado de estos gastos e inclúyelos dentro de tu presupuesto. Aunque muchas familias optan por realizar las adecuaciones una vez instalados en su nueva casa, es más cómodo y funcional realizar cualquier tipo de adecuación previo a tu mudanza. Finalmente, recuerda que a tu presupuesto mensual deberás sumar cuotas de mantenimiento si la vivienda se encontrará dentro de algún conjunto residencial.

 

Al tomar en cuenta las consideraciones anteriores, lograrás tener claridad no solo sobre la cantidad de dinero que podrás destinar a tu inversión en finca raíz, sino también al nivel de vida que podrás mantener brindándote mayor seguridad y tranquilidad.

 

No te vayas sin dar un recorrido por los proyectos  ¡y escóge el tuyo!

 

 

fuente: viviendo.co

Titulo..

Mensaje..

×


Aceptar


Aceptar